Pesquisas

Facundo Macarrón, sobreseído del crimen de su madre

El fiscal Javier Di Santo elevó una requisitoria de sobreseimiento de 85 hojas a propósito de Facundo Macarrón, el hijo de Nora Dalmasso. “No me quedan sospechas: la prueba respecto a él se ha agotado”, explicó. El hijo de “Norita” se enteró en Francia de su desvinculación del crimen de su madre. Ya recibido de abogado (aprobó la última materia el 26 de diciembre pasado, cuando se cumplían cinco años del homicidio), estudia Relaciones Internacionales en Buenos Aires, aunque ahora está en la Sorbona parisina, cursando una beca. Enterado de su próximo sobreseimiento, Facundo instruyó a su defensor, Marcelo Brito, para ser querellante en la causa.

El hijo de Nora Dalmasso había sido imputado el 6 de junio del 2007 por el homicidio calificado. Seis días después fue indagado durante casi diez horas, sobre una acusación que decía que “por motivos que la instrucción no ha logrado establecer, con intención homicida Facundo Macarrón tomó del cuello a su madre colocándola en una situación de inconsciencia que mermó su capacidad defensiva, para luego efectuar un ajustado doble lazo (…). En ese contexto le habría introducido sus dedos en vagina y ano dejando en la primera rastros biológicos de los que da cuenta el informe de ADN”.

“Era una fantasía para acomodar la prueba genética. Jamás hubo prueba para que Facundo fuera imputado”, le dijo el abogado Brito al diario cordobés La Voz del Interior. La sospecha de ese rastro de ADN ahora gira en torno al viudo, Marcelo Macarrón, que declaró haber tenido relaciones sexuales con su mujer cuatro días antes del crimen. Si así fuera, todo habría sido una gran farsa.

El abogado Brito planea presentarse como querellante también en representación de Valentina Macarrón, la otra hija de Nora. El abogado propone investigar de quién es un pelo que fue hallado entre el ombligo y la zona púbica de la mujer, con estudios de ADN mitocondrial (línea materna) sobre quienes pudieran ser sospechosos y sobre todos los que tuvieron contacto con la escena del crimen (para descartar la contaminación que en otro momento obligó a testear a 26 personas, incluido el propio fiscal).

¿Qué pasó esa noche? Es posible que Nora Dalmasso haya recibido en su casa a un amante. Que lo haya esperado desnuda, en la cama, para tener sexo sin restricciones. Y que en algún momento y por alguna razón él la haya matado. Por otro lado, también un sicario colombiano ha sido señalado como el presunto homicida. Incluso se ha mencionado como autor intelectual al viudo.  O tal vez a un hombre al servicio del gobernador Juan Manuel de la Sota.

Nora Dalmasso pudo haber tenido mil muertes distintas. Pero la verdad es una sola. Y aún espera ser descubierta.